2/4/20

EMERGENCIA SANITARIA POR CAUSA DE FUERZA MAYOR. COVID-19 EFECTOS LEGALES EN EL TRABAJO


EMERGENCIA SANITARIA POR CAUSA DE FUERZA MAYOR. COVID-19
EFECTOS LEGALES EN EL TRABAJO

En nuestras distintas redes sociales hemos recibido un gran número de preguntas, tanto de trabajadores como de patrones relacionadas todas ellas con los efectos que tienen la declaratoria de emergencia decretada en nuestro país; hoy vamos a responder el mayor número de ellas, comenzamos

1.    ¿Porqué razón se debe suspender el trabajo en la empresa?
Porque así fue ordenado por el Consejo de Salubridad General (CSG) del gobierno mexicano, en el  “ACUERDO por el que se establecen acciones extraordinarias para atender la emergencia sanitaria generada por el virus SARS-CoV2”, el cual fue publicado en el Diario Oficial de la Federación el día 31 de marzo de 2020.

2.    ¿A partir de que fecha se deben suspender las labores?
Se ordena la suspensión inmediata en todo el territorio nacional, del 30 de marzo al 30 de abril de 2020, de las actividades no esenciales, debiéndose entender como actividades no esenciales las no señaladas expresamente por el CSG.

3.    ¿En que tipo de empresas se deberá seguir laborando durante la emergencia? (actividades esenciales)
Solamente podrán continuar en funcionamiento las siguientes actividades, consideradas esenciales:
a)    Las que son directamente necesarias para atender la emergencia sanitaria, como son las actividades laborales de la rama médica, paramédica, administrativa y de apoyo en todo el Sistema Nacional de Salud. También los que participan en su abasto, servicios y proveeduría, entre las que destacan el sector farmacéutico, tanto en su producción como en su distribución (farmacias); la manufactura de insumos, equipamiento médico y tecnologías para la atención de la salud; los involucrados en la disposición adecuada de los residuos peligrosos biológicos-infecciosos (RPBI), así como la limpieza y sanitización de las unidades médicas en los diferentes niveles de atención;
b)    Las involucradas en la seguridad pública y la protección ciudadana; en la defensa de la integridad y la soberanía nacionales; la procuración e impartición de justicia; así como la actividad legislativa en los niveles federal y estatal;
c)    Las de los sectores fundamentales de la economía: financieros, el de recaudación tributaria, distribución y venta de energéticos, gasolineras y gas, generación y distribución de agua potable, industria de alimentos y bebidas no alcohólicas, mercados de alimentos, supermercados, tiendas de autoservicio, abarrotes y venta de alimentos preparados; servicios de transporte de pasajeros y de carga; producción agrícola, pesquera y pecuaria, agroindustria, industria química, productos de limpieza; ferreterías, servicios de mensajería, guardias en labores de seguridad privada; guarderías y estancias infantiles, asilos y estancias para personas adultas mayores, refugios y centros de atención a mujeres víctimas de violencia, sus hijas e hijos; telecomunicaciones y medios de información; servicios privados de emergencia, servicios funerarios y de inhumación, servicios de almacenamiento y cadena de frío de insumos esenciales; logística (aeropuertos, puertos y ferrocarriles), así como actividades cuya suspensión pueda tener efectos irreversibles para su continuación;
d)    Las relacionadas directamente con la operación de los programas sociales del gobierno, y
e)    Las necesarias para la conservación, mantenimiento y reparación de la infraestructura crítica que asegura la producción y distribución de servicios indispensables; a saber: agua potable, energía eléctrica, gas, petróleo, gasolina, turbosina, saneamiento básico, transporte público, infraestructura hospitalaria y médica, entre otros más que pudieran listarse en esta categoría;

4.    ¿Cómo puedo saber si la empresa debe seguir laborando?
Verificando el listado publicado por la Secretaría de Salud en el Diario Oficial de la Federación en el link https://www.dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=5590914&fecha=31/03/2020 si su actividad económica no está expresamente mencionada en la lista debe suspender labores.

5.    Durante la suspensión de las labores ¿sólo se debe pagar el salario mínimo al trabajador?
No, no es correcta tal interpretación, ya que al haber determinado la autoridad competente CSG, que nuestro país esta en una emergencia sanitaria por causa de fuerza mayor (no una contingencia sanitaria), no resulta aplicable el criterio de pagar un salario mínimo como lo prevén los artículos 42 bis y 429 fracción IV de la Ley Federal del Trabajo.

6.    ¿Entonces qué monto de salario se debe pagar a los trabajadores durante el tiempo que duré la suspensión laboral?
Atendiendo a que la autoridad competente, en este caso el CSG, determinó emitir una declaratoria de emergencia sanitaria por causas de fuerza mayor derivada del COVID-19, resultan aplicables los artículos 429 y 430 de la Ley Federal del Trabajo, los cuales señalan que para el caso de suspensión temporal por fuerza mayor será la autoridad quien determine el monto de indemnización que deberá pagarse al trabajador, sobre la base del salario del trabajador o trabajadora hasta por un mes, siendo que hasta el momento ni la Secretaria del Trabajo ni la Junta de Conciliación y Arbitraje se han pronunciado sobre el monto de dicha indemnización. La Secretaria del Trabajo y Previsión Social ha señalado que con la intención de proteger a las y los trabajadores y a las fuentes de trabajo, se recomienda construir acuerdos sobre la forma y monto en que cubrirán sus salarios a los trabajadores, los cuales pueden ser con apoyo de la PROFEDET o las Procuradurías del Trabajo locales.

7.    ¿Existen casos especiales de trabajadores que deben parar durante la emergencia sanitaria aún de que labores en actividades esenciales?
Si, en caso de tratarse de empresas que realicen actividades permitidas no deberán laborar las personas mayores de 60 años, mujeres embarazadas o en periodo de lactancia, personas con discapacidad o con enfermedades crónicas no transmisibles (como hipertensión arterial, pulmonar, insuficiencia renal, lupus, cáncer, diabetes mellitus, obesidad, insuficiencia hepática o metabólica o enfermedad cardiaca), o quien esté bajo algún padecimiento o tratamiento farmacológico que les genere supresión del sistema inmunológico.

8.    Si un trabajador tiene síntomas de COVID-19, ¿debe dejar de laborar?
Sí debe de parar e incluso es una obligación del patrón pedirle quedarse en casa y seguir las indicaciones de la autoridad de salud.

9.    ¿El patrón puede adelantar las vacaciones para que, los trabajadores vaya a casa en lo que pasa el periodo de contagio del coronavirus COVID 19?
Si, ya que de acuerdo al criterio emitido por la STPS, se señala que si puede hacerlo, pero deberá ser preferentemente de común acuerdo con el trabajador y con el pago íntegro de su salario más la prima vacacional. (art. 81 de la LFT).

10. ¿El patrón puede ordenar que se ejecute en casa el trabajo?
Sí, máxime si tomamos en consideración que no se trata de un periodo de vacaciones, por lo que si las circunstancias lo permiten, lo procedente es que las actividades se realicen desde casa, tal y como lo ha recomendado la autoridad sanitaria durante la Jornada Nacional de Sana Distancia.

11. ¿El patrón puede ordenar al trabajador que se someta a exámenes médicos para saber si padece COVID-19?
Sí, es obligación de todo trabajador someterse a los exámenes médicos, en términos del artículo 134 fracción X de la LFT. 7.

12. En caso de que un trabajador sea diagnosticado(a) con COVID-19, ¿puede ser despedido? ¿cuánto tiempo tiene para demandar?
No, pero en caso de ser despedido tendría el derecho de acudir dentro del plazo de dos meses a demandar las consecuencias del mismo tal y como lo señala el artículo 518 de la Ley Federal del Trabajo.

13. ¿En donde puedo recibir asesoría?
Los trabajadores tienen las siguientes formas de hacerlo.
-      PROFEDET llamando a los teléfonos 800 9117877 y 8007172942 5. Si tu centro de trabajo es de competencia local (construcción, servicios, cafeterías, restaurantes, centros comerciales, etc.) debes acudir a las Procuradurías locales.
-      CDMX, debes comunicarte al teléfono 5546059232 o al 5546068313.
-      Estado de México al 722 2760 en Toluca, 57708418 en Ecatepec, 58688845 en Cuautitlán.
-      Estado de Puebla al 2223838389

Los patrones acudiendo a sus cámaras industriales o de servicios o a través de expertos en leyes del trabajo.

Autor de este artículo:
Enrique Rueda Santillán.
Maestro y Licenciado en Derecho
El contenido de este artículo es propiedad de su autor.
Queda permitida su reproducción total o parcial siempre y cuando se cite fuente y autor
www.ConciliaciónyArbitraje.mx.
Fuente de Información: página internet de Diario Oficial de la Federación, Consejo de Salubridad General y Secretaria del Trabajo y Previsión Social

EMERGENCIA SANITARIA. EFECTOS EN TU TRABAJO

¿Despedido de tu Trabajo? ¿Necesitas un Abogado? Conciliación y Arbitraje México te orienta, envíanos un mensaje a través de tu red social preferida.

1/4/20

COVID-19 ACUERDO por el que se establecen acciones extraordinarias para atender la emergencia sanitaria generada por el virus SARS-CoV2.

DOF: 31/03/2020

ACUERDO por el que se establecen acciones extraordinarias para atender la emergencia sanitaria generada por el virus SARS-CoV2.

Al margen un sello con el Escudo Nacional, que dice: Estados Unidos Mexicanos.- SALUD.- Secretaría de Salud.

JORGE CARLOS ALCOCER VARELA, Secretario de Salud, con fundamento en los artículos 4o, párrafo cuarto y 73, fracción XVI, Bases 1a., 2a. y 3a., de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos; 39 de la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal; 3o., fracciones I, II, III y XV, 4o. fracción III, 7o., fracciones I y XV, 13, apartado A, fracciones V, IX y X, 133, fracción IV, 134, fracción II, 141, 147, 181 y 184 de la Ley General de Salud; Segundo, fracción V y Tercero del Decreto por el que se declaran acciones extraordinarias en las regiones afectadas de todo el territorio nacional en materia de salubridad general para combatir la enfermedad grave de atención prioritaria generada por el virus SARS-CoV2 (COVID-19), y
CONSIDERANDO
Que mediante Decreto publicado el 27 de marzo de 2020 en el Diario Oficial de la Federación, el Titular del Poder Ejecutivo Federal, declaró diversas acciones extraordinarias en las regiones afectadas de todo el territorio nacional en materia de salubridad general, para combatir la enfermedad grave de atención prioritaria generada por el virus SARS-CoV2 (COVID-19);
Que dentro de las acciones extraordinarias señaladas se contempló la necesidad de que, además de las señaladas expresamente en el citado Decreto, la Secretaría de Salud, implemente las demás que se estime necesarias;
Que en el mismo sentido, el citado Decreto estableció que las dependencias y entidades de la Administración Pública Federal deberán coordinarse para brindar los apoyos que sean requeridos por la Secretaría de Salud para la instrumentación de las medidas de mitigación y control de la citada enfermedad en nuestro país;
Que el 30 de marzo de 2020, el Consejo de Salubridad General publicó en el Diario Oficial de la Federación el Acuerdo por el que se declara como emergencia sanitaria por causa de fuerza mayor, a la epidemia de enfermedad generada por el virus SARS-CoV2 (COVID-19), señalando que la Secretaría de Salud determinaría todas las acciones que resulten necesarias para atender dicha emergencia;
Que a efecto de fortalecer la coordinación y garantizar la acción inmediata del Gobierno Federal, se estima necesario incluir temporalmente dentro de la integración del Consejo de Salubridad General, a las instituciones públicas cuyo ámbito de competencia tiene relación con las acciones necesarias para enfrentar la enfermedad generada por el SARS-CoV2 (COVID-19), y
Que no obstante que el Gobierno de México ha implementado una serie de acciones dirigidas a mitigar y controlar la enfermedad por el virus SARS-CoV2 (COVID-19), resulta necesario dictar medidas extraordinarias para atender la emergencia sanitaria por causa de fuerza mayor generada por el mencionado virus, he tenido a bien expedir el siguiente
ACUERDO
ARTÍCULO PRIMERO.- Se establece como acción extraordinaria, para atender la emergencia sanitaria generada por el virus SARS-CoV2, que los sectores público, social y privado deberán implementar las siguientes medidas:
I.     Se ordena la suspensión inmediata, del 30 de marzo al 30 de abril de 2020, de las actividades no esenciales, con la finalidad de mitigar la dispersión y transmisión del virus SARS-CoV2 en la comunidad, para disminuir la carga de enfermedad, sus complicaciones y la muerte por COVID-19 en la población residente en el territorio nacional;
II.     Solamente podrán continuar en funcionamiento las siguientes actividades, consideradas esenciales:
a)    Las que son directamente necesarias para atender la emergencia sanitaria, como son las actividades laborales de la rama médica, paramédica, administrativa y de apoyo en todo el Sistema Nacional de Salud. También los que participan en su abasto, servicios y proveeduría, entre las que destacan el sector farmacéutico, tanto en su producción como en su distribución (farmacias); la manufactura de insumos, equipamiento médico y tecnologías para la atención de la salud; los involucrados en la disposición adecuada de los residuos peligrosos biológicos-infecciosos (RPBI), así como la limpieza y sanitización de las unidades médicas en los diferentes niveles de atención;
b)    Las involucradas en la seguridad pública y la protección ciudadana; en la defensa de la integridad y la soberanía nacionales; la procuración e impartición de justicia; así como la actividad legislativa en los niveles federal y estatal;
c)    Las de los sectores fundamentales de la economía: financieros, el de recaudación tributaria, distribución y venta de energéticos, gasolineras y gas, generación y distribución de agua potable, industria de alimentos y bebidas no alcohólicas, mercados de alimentos,
supermercados, tiendas de autoservicio, abarrotes y venta de alimentos preparados; servicios de transporte de pasajeros y de carga; producción agrícola, pesquera y pecuaria, agroindustria, industria química, productos de limpieza; ferreterías, servicios de mensajería, guardias en labores de seguridad privada; guarderías y estancias infantiles, asilos y estancias para personas adultas mayores, refugios y centros de atención a mujeres víctimas de violencia, sus hijas e hijos; telecomunicaciones y medios de información; servicios privados de emergencia, servicios funerarios y de inhumación, servicios de almacenamiento y cadena de frío de insumos esenciales; logística (aeropuertos, puertos y ferrocarriles), así como actividades cuya suspensión pueda tener efectos irreversibles para su continuación;
d)    Las relacionadas directamente con la operación de los programas sociales del gobierno, y
e)    Las necesarias para la conservación, mantenimiento y reparación de la infraestructura crítica que asegura la producción y distribución de servicios indispensables; a saber: agua potable, energía eléctrica, gas, petróleo, gasolina, turbosina, saneamiento básico, transporte público, infraestructura hospitalaria y médica, entre otros más que pudieran listarse en esta categoría;
III.    En todos los lugares y recintos en los que se realizan las actividades definidas como esenciales, se deberán observar, de manera obligatoria, las siguientes prácticas:
a)    No se podrán realizar reuniones o congregaciones de más de 50 personas;
b)    Las personas deberán lavarse las manos frecuentemente;
c)    Las personas deberán estornudar o toser aplicando la etiqueta respiratoria (cubriendo nariz y boca con un pañuelo desechable o con el antebrazo);
d)    No saludar de beso, de mano o abrazo (saludo a distancia), y
e)    Todas las demás medidas de sana distancia vigentes, emitidas por la Secretaría de Salud Federal;
IV.   Se exhorta a toda la población residente en el territorio mexicano, incluida la que arribe al mismo procedente del extranjero y que no participa en actividades laborales esenciales, a cumplir resguardo domiciliario corresponsable del 30 de marzo al 30 de abril de 2020. Se entiende como resguardo domiciliario corresponsable a la limitación voluntaria de movilidad, permaneciendo en el domicilio particular o sitio distinto al espacio público, el mayor tiempo posible;
V.    El resguardo domiciliario corresponsable se aplica de manera estricta a toda persona mayor de 60 años de edad, estado de embarazo o puerperio inmediato, o con diagnóstico de hipertensión arterial, diabetes mellitus, enfermedad cardíaca o pulmonar crónicas, inmunosupresión (adquirida o provocada), insuficiencia renal o hepática, independientemente de si su actividad laboral se considera esencial. El personal esencial de interés público podrá, de manera voluntaria, presentarse a laborar;
VI.   Una vez terminado el periodo de vigencia de las medidas establecidas en el presente Acuerdo, la Secretaría de Salud, en coordinación con la Secretaría de Economía y la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, emitirán los lineamientos para un regreso, ordenado, escalonado y regionalizado a las actividades laborales, económicas y sociales de toda la población en México;
VII.   Se deberán posponer, hasta nuevo aviso, todos los censos y encuestas a realizarse en el territorio nacional que involucren la movilización de personas y la interacción física (cara a cara) entre las mismas, y
VIII.  Todas las medidas establecidas en el presente Acuerdo deberán aplicarse con estricto respeto a los derechos humanos de todas las personas.
ARTÍCULO SEGUNDO.- Se establece como acción extraordinaria, para atender la emergencia sanitaria generada por el virus SARS-CoV2, la modificación de la integración del Consejo de Salubridad General, prevista en el artículo 3o. del Reglamento Interior del Consejo de Salubridad General.
Para efectos del párrafo anterior, se integrarán al Consejo de Salubridad General, como vocales titulares a las siguientes personas:
a)    El Titular de la Secretaría de Gobernación;
b)    El Titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores;
c)    El Titular de la Secretaría de la Defensa Nacional;
d)    El Titular de la Secretaría de Marina;
e)    El Titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, y
f)     El Titular de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social.
TRANSITORIO
PRIMERO.- El presente Acuerdo entrará en vigor el día de su publicación en el Diario Oficial de la Federación.
SEGUNDO.- Los personas titulares a que se refiere el Artículo Segundo del presente Acuerdo, integrarán el Consejo de Salubridad General mientras persista la emergencia sanitaria.
 
Dado en la Ciudad de México, a treinta y un días del mes de marzo de dos mil veinte.- El Secretario de Salud, Jorge Carlos Alcocer Varela.- Rúbrica.
 

COVID-19 NO HAY FUNDAMENTO LEGAL PARA NO PAGAR SALARIO O PAGAR SÓLO EL MÍNIMO


¿Despedido de tu Trabajo? ¿Necesitas un Abogado? Conciliación y Arbitraje México te orienta, envíanos un mensaje a través de tu red social preferida.

COVID-19 PAGO SALARIO EN CASO DE FUERZA MAYOR


¿Despedido de tu Trabajo? ¿Necesitas un Abogado? Conciliación y Arbitraje México te orienta, envíanos un mensaje a través de tu red social preferida.

COVID-19 ASESORIA PROFEDET

¿Despedido de tu Trabajo? ¿Necesitas un Abogado? Conciliación y Arbitraje México te orienta, envíanos un mensaje a través de tu red social preferida.

COVID-19 SUSPENSION FUERZA MAYOR ¿QUÉ SE DEBE PAGAR?

¿Despedido de tu Trabajo? ¿Necesitas un Abogado? Conciliación y Arbitraje México te orienta, envíanos un mensaje a través de tu red social preferida.

31/3/20

EMERGENCIA SANITARIA. ACTIVIDADES LABORALES ESCENCIALES

¿Despedido de tu Trabajo? ¿Necesitas un Abogado? Conciliación y Arbitraje México te orienta, envíanos un mensaje a través de tu red social preferida.

COVID-19 PAGO SALARIO EMERGENCIA SANITARIA

¿Despedido de tu Trabajo? ¿Necesitas un Abogado? Conciliación y Arbitraje México te orienta, envíanos un mensaje a través de tu red social preferida.

30/3/20

COVID-19 SUSPENSIÓN DEL TRABAJO



¿Se deben suspender el trabajo en el sector privado por el CoVid-19?

Es una pregunta muy compleja, que para poderse responder no sólo tenemos que tomar el marco normativo previsto en la Ley Federal del Trabajo, sino también lo señalado en la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, muy en particular en el tema de derecho humano a la salud.

Por cuanto hace a la Ley Federal del Trabajo, ya mucho se ha dicho y escrito en estos días, que mientras la autoridad competente, en este caso el Presidente de la República o el Secretario de Salud, no emitan la declaratoria de contingencia sanitaria prevista en el artículo 42 bis de la Ley Federal del Trabajo, no existe soporte legal para suspender, sin autorización de la autoridad laboral, la relación de trabajo y con ello la obligación de cumplirla cotidianamente y pagar el salario.

Si sólo nos quedamos con esto, se estaría pasando por alto lo que establece la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos en sus artículos 4, cuarto párrafo, 73 fracción 16 numerales 2ª y 3ª y 123, Apartado A, Fracción XV, en donde se refiere al derecho humano a la salud.

Como lo señalan los preceptos constitucionales en cita “Toda persona tiene derecho a la protección de la salud”, siendo que en el “caso de epidemias de carácter grave o peligro de invasión de enfermedades exóticas en el país, la Secretaría de Salud tendrá obligación de dictar inmediatamente las medidas preventivas indispensables, a reserva de ser después sancionadas por el Presidente de la República.”

En este punto debemos recordar que el día 24 de marzo de 2020, se publico en el Diario Oficial de la Federación el ACUERDO por el que se establecen las medidas preventivas que se deberán implementar para la mitigación y control de los riesgos para la salud que implica la enfermedad por el virus SARS-CoV2 (COVID-19)”, mismo que en el artículo segundo, inciso c) párrafos cuarto, quinto y sexto estableció que:

 En el sector privado continuarán laborando las empresas, negocios, establecimientos mercantiles y todos aquéllos que resulten necesarios para hacer frente a la contingencia, de manera enunciativa, hospitales, clínicas, farmacias, laboratorios, servicios médicos, financieros, telecomunicaciones, y medios de información, servicios hoteleros y de restaurantes, gasolineras, mercados, supermercados, misceláneas, servicios de transportes y distribución de gas, siempre y cuando no correspondan a espacios cerrados con aglomeraciones. Las relaciones laborales se mantendrán y aplicarán conforme a los contratos individuales, colectivos, contratos ley o Condiciones Generales de Trabajo que correspondan, durante el plazo al que se refiere el presente Acuerdo y al amparo de la Ley Federal del Trabajo y la Ley Federal de los Trabajadores al Servicio del Estado reglamentaria del Apartado B del Artículo 123 Constitucional. Todo lo anterior, con estricto respeto a los derechos laborales de las y los trabajadores, en los sectores público, social y privado”.

Dentro de este contexto, no podemos pasar por alto que el artículo 123, Apartado A, Fracción XV de la Constitución Mexicana señala que “El patrón estará obligado a observar, de acuerdo con la naturaleza de su negociación, los preceptos legales sobre higiene y seguridad en las instalaciones de su establecimiento, y organizar de tal manera el trabajo, que resulte la mayor garantía para la salud y la vida de los trabajadores, y del producto de la concepción, cuando se trate de mujeres embarazadas.”

Con todo este marco legal de referencia, tenemos reunidos todos los elementos necesarios para sostener que:

-      Ya se emitió por parte de la autoridad sanitaria competente el ACUERDO por el que se establecen las medidas preventivas que se deberán implementar para la mitigación y control de los riesgos para la salud que implica la enfermedad por el virus SARS-CoV2 (COVID-19)

-      Ya determinó la autoridad sanitaria, con la sanción del Presidente de la República, que en el sector privado continuarán laborando las empresas, negocios, establecimientos mercantiles y todos aquéllos que resulten necesarios para hacer frente a la contingencia, tales como hospitales, clínicas, farmacias, laboratorios, servicios médicos, financieros, telecomunicaciones, y medios de información, servicios hoteleros y de restaurantes, gasolineras, mercados, supermercados, misceláneas, servicios de transportes y distribución de gas, siempre y cuando no correspondan a espacios cerrados con aglomeraciones

-      El patrón tiene la obligación de organizar el trabajo de tal forma que resulte la mayor garantía para la salud y la vida de los trabajadores, y del producto de la concepción, cuando se trate de mujeres embarazada.
Ante tal escenario, consideramos que si existe el fundamento legal para que los patrones, según sea el acuerdo que lleguen con los trabajadores y sus sindicatos, ordenen desde el trabajo en casa o en situaciones extremas suspendan el trabajo, siempre respetando los derechos laborales, aunado al deber que tienen de organizar el trabajo de tal manera que se garantice la salud de los trabajadores, quienes no podemos olvidar tienen el derecho humano a la salud.

Autor de este artículo:
Enrique Rueda Santillán.
Maestro y Licenciado en Derecho
con la colaboración de la Lic. Irma Ramos Corona
El contenido de este artículo es propiedad de su autor.
Queda permitida su reproducción total o parcial siempre y cuando se cite fuente y autor
www.ConciliaciónyArbitraje.mx.

Calcula tu liquidación y Finiquito en 5 pasos



¿Despedido de tu Trabajo? ¿Necesitas un Abogado?
Conciliación y Arbitraje México te orienta,
envíanos un mensaje a través de tu red social preferida.

27/3/20

PREGUNTAS FRECUENTES DE SITUACIÓN LABORAL FRENTE AL COVID-19


PREGUNTAS FRECUENTES DE SITUACIÓN
LABORAL FRENTE AL COVID-19

1.    ¿A qué tengo derecho si mi patrón nos informó que nos va a reducir el salario a la mitad derivado de la disminución en las ventas, sin embargo, la jornada laboral continuará de manera normal?
Tienes derecho a reclamar que se te pague tu salario íntegro y que se respeten tus derechos laborales. En caso de que se violen tus derechos puedes acudir a reclamar ante la Profedet el pago del salario íntegro devengado conforme a las condiciones laborales pactadas (Art. 99 LFT). En caso de negativa del patrón, puedes demandar ante las Juntas Locales o Federales de Conciliación y Arbitraje.

2.    ¿Puede mi patrón dejar de pagar mis aportaciones al IMSS o reducir el salario con el que me tiene dado de alta?
No. Debes recordar que se ha suspendido la asistencia a los centros de trabajo a las personas que tengan 65 años o más, grupos de personas con riesgo a desarrollar enfermedad grave como son: Padecimientos crónicos no transmisibles, con hipertensión arterial, pulmonar, insuficiencia renal, lupus, cáncer, diabetes mellitus, obesidad, insuficiencia hepática o metabólica, enfermedad cardiaca o algún padecimiento o tratamiento farmacológico que les genere supresión del sistema inmunológico. Además, mujeres embarazadas o en periodo de lactancia y, personas con discapacidad. El artículo 311 de la Ley del Seguro Social (LSS) establece que se impondrá sanción de tres meses a tres años de prisión, a los patrones o sus representantes y demás sujetos obligados que no formulen los avisos de inscripción o proporcionen al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) datos falsos, evadiendo el pago o reduciendo el importe de las cuotas obrero-patronales.

3.    Ante el COVID-19 ¿qué medidas de seguridad e higiene tengo derecho a exigir a mi patrón?
Todas las que se hayan emitido por la autoridad sanitaria, entre ellas la sana distancia, el estornudo de etiqueta, el lavado de manos con agua y jabón de manera constante, el uso de gel antibacterial en caso de no contar con agua y jabón y la imposibilidad de conglomeraciones mayores a 100 personas.

4.    Si tengo síntomas de COVID-19 ¿el patrón me puede suspender en mi trabajo?
En caso de presentar síntomas de COVID-19 debes permanecer en tu domicilio y hacer uso de los servicios establecidos en estos casos y seguir las indicaciones de la autoridad de salud, a la que deberás dar el aviso correspondiente. El IMSS ha autorizado que las personas trabajadoras que presenten síntomas podrán llenar un cuestionario en línea para ser diagnosticados y así obtener una incapacidad en caso de ser necesario sin la necesidad de acudir presencialmente a una unidad de salud. Para realizar este trámite debes comunicarte al teléfono 800 623 23 23.

5.    Si fui diagnosticado de COVID-19 o soy sospechoso ¿puedo quedarme a laborar con independencia de la instrucción de mi patrón?
No, eso pone en riesgo a tus compañeros de trabajo y podría llegar a afectar a quienes tuvieron contacto contigo. Debes de inmediato comunicarte con la autoridad sanitaria al teléfono de la Secretaría de Salud 800 004 48 00, o al IMSS al teléfono 800 623 23 23.

6.    Atendiendo a la situación actual que enfrenta el país respecto al COVID-19 ¿mi patrón puede obligarme a ir a trabajar estando embarazada?
La autoridad sanitaria emitió un acuerdo publicado en el Diario Oficial de la Federación que establece que las mujeres embarazadas deben ausentarse de los Centros de Trabajos con permiso con goce de sueldo.

7.    Si mi patrón me separa del trabajo ¿cuánto tiempo tengo para demandar?
Debe recordarse que si el centro de trabajo es de competencia local (construcción, servicios, cafeterías, restaurantes, centros comerciales, etc) debe acudirse a las procuradurías locales. En caso de la Procuraduría de la Defensa del Trabajo de la Ciudad de México debe comunicarse al teléfono 55 46 05 92 32 o al 55 46 06 83 13. Los teléfonos de la Procuraduría Federal de la
Defensa del Trabajo son 8009117877 y 8007172942. Conforme al artículo 518 de la LFT, las acciones de los trabajadores que sean separados de su trabajo, prescriben en dos meses. La prescripción corre a partir del día siguiente a la fecha del despido. Considerando que las Juntas de Conciliación tienen suspendidas las audiencias, dicho plazo comenzará a transcurrir a partir del 20 de abril.

8.    En caso de que yo sea diagnosticado(a) con COVID-19 ¿pueden despedirme?
No, recuerda que como se ha dicho tienes derecho a una incapacidad del IMSS, y a recibir, por tanto, el pago correspondiente. En caso de que el patrón no te tenga afiliado al IMSS, él/ella deberá cubrir el salario y prestaciones íntegras.

9.    El patrón quiere adelantar mis vacaciones para que me vaya a casa en lo que pasa el periodo de contagio del coronavirus COVID 19, ¿puede hacerlo?
Sí puede, preferentemente de común acuerdo con el trabajador (art. 81).

10. ¿El patrón puede suspender labores en la empresa sin que se haya declarado la contingencia sanitaria?
Sí puede, siempre y cuando continúe pagando sus salarios y prestaciones a los trabajadores. En caso de contingencia sanitaria, misma que no se ha presentado hasta el día de hoy (26 de marzo de 2020), decretada por la autoridad competente, el patrón estará obligado a pagar el importe de un salario mínimo a los trabajadores durante la suspensión hasta por un mes. En estos momentos resulta crucial que dependiendo el tipo de trabajo e industria exista un acuerdo que permita proteger a las y los trabajadores y a las fuentes de trabajo. La Profedet puede auxiliar para llegar a convenios que concilien ambos intereses.

11. El patrón me quiere someter a exámenes médicos para saber si padezco
COVID-19 ¿puede hacerlo?
Sí. Es obligación de todo trabajador someterse a los exámenes médicos en términos del artículo 134 fracción X de la LFT.

12. En caso de que se declare contingencia sanitaria y ésta termine ¿cuántos días tengo para regresar a mi trabajo?
Al día siguiente laborable de que se declare concluida la contingencia, (Art.
432, último párrafo).

11. El patrón me planteo que lleve a cabo mis actividades desde casa, ¿Puede hacerlo?
Sí. Debemos recordar que no se trata de vacaciones por lo que si las circunstancias permiten que las actividades se puedan realizar en casa es lo que se ha sugerido por parte de la autoridad sanitaria durante la Jornada de Sana Distancia.

Fuente: https://www.gob.mx/stps/

GUÍA DE ACCIÓN PARA LOS CENTROS DE TRABAJO ANTE EL COVID-19



GUÍA DE ACCIÓN PARA LOS CENTROS DE TRABAJO ANTE EL COVID-19
¿Despedido de tu Trabajo? ¿Necesitas un Abogado? Conciliación y Arbitraje México te orienta, envíanos un mensaje a través de tu red social preferida.

26/3/20

Calcula tu liquidación y Finiquito en 5 pasos



¿Despedido de tu Trabajo? ¿Necesitas un Abogado?
Conciliación y Arbitraje México te orienta,
envíanos un mensaje a través de tu red social preferida.

COVID-19 NO FIRMES RENUNCIA

¿Despedido de tu Trabajo? ¿Necesitas un Abogado? Conciliación y Arbitraje México te orienta, envíanos un mensaje a través de tu red social preferida.